Inicio
Actualidad
Europa

Europa y destinos lejanos: "Las tarifas aéreas serán el factor determinante para la demanda"

Los tour operadores emisivos nacionales concuerdan en que el viajero chileno está buscando viajar a Europa. Según señalan, la conectividad aérea será el factor determinante.

"La gente está desesperada por salir”. Ese es uno de los comentarios que se repiten entre diferentes representantes de servicios turísticos como hoteles y cruceros en referencia a las intenciones de viajes para este 2024.

Al parecer, la menor incertidumbre política luego del plebiscito de diciembre de 2023 ha ayudado a que los viajeros se atrevan a buscar destinos en el extranjero, y sin una mayor planificación.

“La venta de la temporada alta, que normalmente se hace en octubre o noviembre, estalló luego del 18 de diciembre (fecha de las votaciones). Salió mucha gente, pagando mucho más de lo que habría pagado si hubiera comprado en septiembre o en octubre. Hubo muchas personas que en pleno febrero estaban pidiendo cupos en los hoteles de una semana para otra o para fines de febrero e inicios de marzo”, indicaron desde una cadena hotelera.

En el turoperador Pacific Reps comentan que si bien la economía, la tendencia del alza del dólar y su efecto en los costos al viajar repercuten significativamente en los viajes de larga distancia, han visto gran interés por parte de los clientes a parte de las condiciones adversas.

“Deciden viajar igualmente, reorganizando fechas, buscando tours regulares u otras opciones como, por ejemplo, nuestras salidas grupales, donde con un grupo reducido de clientes se puede viajar con paquetes a Turquía o Reino Unido con valores muy atractivos”, expresó Jacqueline Vergara, gerente de ventas y marketing de Pacific Reps.

El factor conectividad aérea

En cuanto a los vuelos que conectan a Chile con el mundo, el año 2024 comenzó de manera positiva: los datos apuntan a que el tráfico aéreo ha superado ya ligeramente las cifras previas a la pandemia.

El Aeropuerto de Santiago -principal puerto aéreo del país y el único con conectividad a Europa- durante enero pasado movilizó un total de 2.512.286 pasajeros, lo que significa un alza marginal de 0,4% en comparación a enero de 2019. Si lo medimos con enero de 2023, el aumento fue de 24,8%.

Sin embargo, esta recuperación ha estado dada principalmente por los vuelos nacionales y vuelos internacionales dentro de Sudamérica. Norteamérica, Europa, y otros destinos más remotos aún logran repuntar de manera definitiva.

Según cifras de la Junta Aeronáutica Civil (JAC), durante 2023 el mercado europeo ocupó el 9,2% de la torta de las subregiones, ocupado primeramente por Sudamérica (67,6%), luego Norteamérica (14,8%), posteriormente el Viejo Continente y más atrás el Caribe (5,4%)

Durante este enero de 2024, fueron transportados 46.397 pasajeros a Europa, siendo el principal destino España (31.101 pasajeros), seguido de Francia (9.085), luego Reino Unido (4.153) y Países Bajos (2.058).

De las aerolíneas europeas que operan en Chile, Iberia-Level tuvo un 3,4% de participación en el mercado durante enero (con un crecimiento de un 24% respecto de 2023), Air France un 1,6% (un 7% menos que el año anterior), KLM 1,1% (-7,7%) y British Airways 0,7% (un 28,7% más que en 2023).

Expectativas para 2024

Los turoperadores concuerdan en que la recuperación aérea a destinos como Europa será clave para aprovechar el “ánimo viajero” que observan en el mercado. Por ahora, aseguran que lo más probable es que siga el ascenso paulatino de turistas emisivos conseguido desde el año pasado.

“Principalmente esperamos que la venta se siga manteniendo en los destinos tradicionales como España, Italia y Francia, además de otros como Turquía, Portugal, Grecia y Croacia. En otros destinos, sigue liderando la demanda Egipto, seguido de India y el Sudeste Asiático. La idea es consolidar nuestra presencia en el mercado con estos destinos destacando nuestra operación en viajes personalizados y grupales, tanto en Europa como en Medio Oriente durante la temporada 2024-2025”, señaló Bernardita Gepp, gerente comercial de Via Club.

Según detectan desde el mayorista, entre los destinos más demandados están los clásicos de siempre, además del repunte de los cruceros y de otros destinos más lejanos, como China.

juliá Croacia.jpg
Croacia es uno de los destinos demandados.

Croacia es uno de los destinos demandados.

“Por ejemplo, en Italia La Puglia está con bastante demanda. La combinación de Crucero por las Islas Griegas y Croacia es muy atractiva. Europa Clásica, con Madrid-París-Londres-Italia-Costa Amalfitana, tanto en circuitos como viajes a la medida son requeridos. Se observa un leve repunte e interés por China, que era un destino que estuvo estancado desde la pandemia. En cruceros, la demanda está marcada por el Mediterraneo Occidental (Costas de España, Francia, Italia) Islas Griegas y Turquía”, agregaron.

También apuestan a un crecimiento en el interés por Croacia, ya que aerolíneas como Croatia Airlines, Iberia y Vueling han reforzado sus conexiones desde las principales capitales de Europa a las ciudades como Zagreb, Dubrovnik y Split.

“París, que será sede de los Juegos Olímpicos, será un buen inicio de viaje para recorrer el resto de Europa”, dijo Bernardita Gepp.

Por su parte, desde el turoperador Pacific Reps indicaron que los viajes de experiencia han tomado protagonismo en el último trimestre, como los viajes de meditación en India, jornadas de détox en el Sudeste Asiático o renta de embarcaciones privadas en el Mediterráneo.

“Creemos que hoy toman gran fuerza los viajes desde experiencias de relajo y desconexión; de espiritualidad y cultura; de silencio y felicidad; de aventura y adrenalina. Estas son tendencias que hoy vemos dentro de las solicitudes”, señaló Jacqueline Vergara.

Comportamiento del viajero chileno

En Via Club expresaron que la planificación de los viajes a destinos lejanos se está realizando con unos cuatro a cinco meses de anticipación.

“El factor determinante para esto es la disponibilidad de tarifas aéreas convenientes. Meses fuertes para Europa Continental son de abril a junio y de septiembre a octubre. Las Islas Griegas y Turquía tienen demanda de mayo a octubre. En el Sudeste Asiático y Medio Oriente la temporada alta es de octubre a marzo. Los pasajeros saben que planificar un viaje a estos destinos es algo más complejo, por lo que normalmente lo hacen con varios meses de antelación”, comentó la gerente comercial del tour operador.

Desde Pacific Reps indican que los tiempos de anticipación tienen que ver con el destino, la conectividad y los eventos a los que se quiere asistir, pero que en los últimos meses se ha visto una mayor apertura a los itinerarios “de último momento”.

“En promedio pueden ser 8 meses de planificación previa o un poco más si es por ejemplo un evento deportivo. Sin embargo, hemos visto durante el último año solicitudes de último minuto para destinos como Tailandia, Japón, incluso Tahití han aumentado. Algo poco habitual, pero que nuestro equipo con su experiencia ha sabido asesorar y manejar”, concluyó Jacqueline Vergara.

Deja tu comentario