Aeropuerto SCL

MOP: "Chile no pagará las deudas de Nuevo Pudahuel"

El MOP se mantiene firme en su negativa de extender la concesión que Nuevo Pudahuel exige para paliar las pérdidas por la pandemia.

Continúan las tensiones entre entre el Ministerio de Obras Públicas (MOP) y la concesionaria del aeropuerto de Santiago, Nuevo Pudahuel, luego conocerse la intención de los accionistas de esa empresa de iniciar un proceso para acudir al Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (Ciadi).

La razón de esto es que Nuevo Pudahuel exige la extensión de su contrato para mitigar los efectos financieros por la drástica caída en el tráfico aéreo producto de la pandemia -que generó pérdidas netas por US$37 millones en 2020- a lo que el MOP no accedió, argumentando que se debían respetar los términos firmados y resguardar los intereses del Estado.

Tras participar el miércoles en una actividad, el ministro de Obras Públicas, Alfredo Moreno, señaló al respecto que ni el contrato, ni la Ley de Concesiones, establece "que los chilenos tengamos que pagar por la pérdida económica que ellos hayan tenido durante estos meses o las que pudieran continuar".

Moreno recordó que en los últimos cinco años, Nuevo Pudahuel ha percibido ingresos por entre US$300 millones a US$400 millones. La empresa, por su parte, dice que ya han comenzado la inyección de US$61 millones, adicionales a la inversión de US$1.000 millones de la obra. Cabe recordar que Nuevo Pudahuel partió su concesión con el Estado de Chile en 2015 por un plazo de 20 años y el contrato considera obras por cerca los US$ 1.000 millones que Nuevo Pudahuel señala que ya invirtió.

Antes del reclamo arbitral ante el Ciadi debería partir un período de seis meses de negociaciones amistosas entre el Estado y los socios franceses del terminal, que están apelando a convenios entre Chile y Francia relacionados a la protección y promoción de inversiones.

“Las empresas tienen que cumplir con lo que se les ha pedido, y no pueden esperar a utilizar otros mecanismos para recibir lo que no corresponde. No está en juego nada de las cosas que se dicen, ni el servicio de los pasajeros, ni el mundo de los vuelos, ellos lo que están buscando es que se les alargue el contrato, que significa miles de millones”, comentó Moreno.

Por su parte, el subsecretario de Relaciones Económicas Internacionales, Rodrigo Yáñez, también se refirió a la decisión de los controladores de Nuevo Pudahuel, expresando que “si la disputa llega a ser de carácter internacional, defenderemos nuestro innegable compromiso con el Estado de Derecho y el pleno respeto de nuestras obligaciones internacionales, tal como fue recientemente reconocido por el Tribunal del caso Alsacia”.

Deja tu comentario

Notas de tapa