Medio ambiente

Maratué: polémico proyecto vuelve a etapa de evaluación

El megaproyecto inmobiliario Maratué supone una inversión de US$ 2 mil millones en la costa de Puchuncaví. Comunidades locales y ecológicas están en contra.

Un nuevo obstáculo en su concreción tuvo el megaproyecto inmobiliario “Desarrollo Urbano Habitacional Maratué de Puchuncaví”, que pretende el desarrollo de 14.180 viviendas en el sector de Quirilluca, Región de Valparaíso.

El Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) de la región, a través de la Resolución Exenta N°10 decidió retrotraer el proyecto hasta el día 59 del procedimiento de evaluación ambiental, momento justo antes del Informe Consolidado de Aclaraciones, Rectificaciones o Ampliaciones (ICSARA).

Según el documento, el proyecto debe volver a esta etapa “con el objeto de abordar adecuadamente los componentes ambientales riesgo para la salud de la población, flora y fauna, aumento en los tiempos de desplazamiento y valor ambiental del territorio además de acreditar el cumplimiento de la normativa pertinente en materia de emisiones atmosféricas”.

Ver también: Maratué: las acusaciones sobre el abastecimiento de agua

El polémico mega proyecto inmobiliario -cuyo dueño es Oscar Lería, cuñado de Andrónico Luksic- busca instalarse en el sector de Quirilluca, el cual representa el último pulmón verde de esta área costera reconocida como una zona de sacrificio ambiental (con 19 industrias contaminantes) debido al Complejo Industrial Ventanas.

Habitantes del sector se han organizado bajo la agrupación Salvemos Quirilluca, con el fin de que el proyecto no se lleve a cabo.

Ricardo Frez, abogado y director de la ONG Defensa Ambiental -que representa judicialmente a Salvemos Quirilluca- señaló respecto a la resolución del SEA que “igual es un avance importante en torno a la oposición al proyecto de los vecinos del sector de Quirilluca. Nuestra demanda de fondo es que el proyecto es incompatible en la forma en que está pensada y en el lugar en que se pretende instalar. La resolución trata de hacerse cargo de varias falencias súper graves que tenía la Evaluación Ambiental del proyecto ”.

Además el abogado adelantó que el fin último sigue siendo la cancelación total de Maratué, para lo cual ahora insistirán en ello a través del Segundo Tribunal Ambiental.

Por su parte, Clauria Lería, representante legal de la Inmobiliaria El Refugio, a cargo del proyecto, dijo que “tras la decisión del Comité de Ministros para la Sustentabilidad de retrotraer la evaluación del proyecto hoy estamos trabajando para profundizar en todos aquellos aspectos que sean requeridos para obtener nuevamente una resolución favorable, tal como ocurrió por unanimidad en julio de 2019 (...) Estamos convencidos de que incorporando las observaciones de la comunidad podremos hacer que Maratué sea un mejor proyecto que permitirá un crecimiento y expansión ordenado y planificado de la comuna, de acuerdo con los instrumentos de planificación vigentes y con una profunda vocación de conservación ambiental para las próximas generaciones”.

Las irregularidades de Maratué

El 29 de julio de 2019 el SEA dio el visto bueno al Proyecto Maratué. La Resolución de Calificación Ambiental (RCA) fue calificada favorablemente por el comité evaluador, que aseguró que el proyecto cumplía con la normativa ambiental de carácter aplicable. Hicieron falta dos Recursos de Reclamación interpuestos por la comunidad de Puchuncaví ante al SEA (10-09-2019 y 25-09-2019), y otro Recurso de Reclamación interpuesto ante el Segundo Tribunal Ambiental (15-11-2021), para que se consideraran las “ilegalidades, irregularidades e impactos ambientales indebidamente evaluados”.

La presencia de altas concentraciones de metales pesados en suelo y en el aire donde se planea desarrollar el proyecto es una de las principales inquietudes de Defensa Ambiental. Específicamente, temen por el posible impacto que pueda tener sobre la salud de la población. Es por ello que la ONG calificó como “inadecuado” el descarte de este punto por parte del SEA durante el proceso de evaluación ambiental.

“Me preocupa que están vendiendo un proyecto de vivienda donde la gente que se va a instalar allí va a estar sobre suelos que están en presencia de contaminantes súper nocivos para la salud. Por eso queremos saber cómo se van a hacer cargo ellos para que quienes se vayan a vivir a este proyecto no vean afectada su salud a largo plazo”, advirtió Frez.

El abastecimiento de agua, la saturación de servicios, el aumento de la demografía, la proyección de la población, la densidad urbana y los accesos vehiculares (entre otros) son aspectos que la ONG considera que no fueron debidamente evaluados.

“Nuestro proyecto propone un modelo de crecimiento orgánico y planificado en un plazo de 45 años, que absorba de una manera integrada el incremento demográfico, haciéndose cargo de la conservación de los atributos ambientales de la zona”, fue la respuesta de Lería al aumento de la demografía.

El próximo paso

El Proyecto Maratué sigue en pie pese a las denuncias de incumplimiento de la normativa ambiental. Inmobiliaria el Refugio deberá presentar el ICSARA después del próximo 31 de agosto, según indica la Resolución de Extensión de la Suspensión publicada recientemente en el Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA).

En dicho documento la representante legal del proyecto reconoce que se están “desarrollando los estudios específicos, las actividades en terreno y los informes necesarios para dar debida respuesta a las observaciones contenidas en el ICSARA”.

Revisa acá la resolución del SEA respecto al proyecto Maratué:

Res._retrotrae_EIA_Maratue_v_0_.pdf

Ver también: Atacama: desarman loteos irregulares para segunda vivienda

Temas relacionados

Deja tu comentario

Notas de tapa